Ganó la Gran Transformación
Posiciones

Ganó la Gran Transformación

En el 2011, cuando el ahora presidente Ollanta Humala escalaba en las encuestas, el temor y la preocupación rondaba en algunos sectores, porque  el candidato nacionalista traía bajo el brazo el plan de la ‘Gran Transformación’, en el que propiciaba lo que él llamó una ‘Economía Nacional de Mercado’, y donde el estatismo era bien recibido y hasta aplaudido.

Durante la campaña el candidato Humala fue a Cajamarca y sin rubor alguno les dijo a sus pobladores “Agua sí, oro no”, en claro desafío al proyecto minero Conga. El líder nacionalista quería un cambio, que el crecimiento económico llegue a todos.

Humala pasó a la segunda vuelta con la Gran Transformación, pero debió guardarla en un cajón para ganar las elecciones. Si quería derrotar a Keiko Fujimori, ya no era suficiente haber cambiado el polo rojo por la camisa blanca: ahora había que ponerse terno y corbata. Y lo hizo.

“Para que la esperanza venza al miedo”, fue su lema de segunda vuelta. Sabía que su plan ponía en riesgo la economía abierta y el libre mercado, que tan buenos resultados le habían reditado al Perú en los últimos 20 años. No tuvo problemas en cambiar su discurso, El objetivo era ganar las elecciones.

Cuatro años después, podemos decir que Humala cumplió con no ejecutar la Gran Transformación, tampoco se dieron las tan temidas medidas que convertían al líder  del Partido Nacionalista en un “candidato peligroso”, pero igual no crecimos lo esperado y las grandes inversiones quedaron en solo proyectos.

Primero fue Conga, donde pese al “Conga va” del mandatario, este terminó en las mayores frustraciones económicas de este gobierno.

Hace pocos meses ‘Tía María’, otro expectante proyecto que hasta ahora no ve la luz y que dejó en si camino un lamentable saldo de muertos y heridos.

Y Por último ‘Las Bambas’. Nade pudo presagiar que este proyecto tendría este final, con el terrible y doloroso resultado de cuatro muertos.

Si pues, muchos se aliviaron de que Humala se colocara al centro y no en la extrema izquierda. Pero con o sin Gran Transformación, vemos cómo nuestro país ha perdido valiosas oportunidades de desarrollo.

Humala quiso hacer de la inclusión social la marca de su Gobierno, pero no hay inclusión posible sin crecimiento.

¿No será que ganó la Gran Transformación y nos nos dimos cuenta?

30 septiembre, 2015

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *